MEDITACION Nº 29

Oracion

Somos, al fin, lo que hemos ocultado a la memoria y la memoria no nos encuentra. Somos lo que hemos desvelado y el coraje nos espera.

Podremos recordar aquello que hemos hecho nuestro, nunca aquello que nos hizo suyo; podremos avanzar en aquello para lo que todavía somos el destello de lo que fuimos porque el acto de ser no tiene memoria ni conoce límites. Las emociones son nuestros mentores.

Anuncios